We are back

Aunque nunca nos hemos ido del todo, mi vecino Juan Carlos y yo llevábamos más de un año sin darle a la linterna, dedicados a otros menesteres, pero sin olvidarnos de que las cámaras están ahí esperando a que aparezca algo que merezca la pena retratar. Mi hijo Pedro cuando encontró este Renault 4 ya sabía que nos iba a gustar, y no se equivocaba. El ‘4L’ estaba cerca y era de un conocido, así que no tuvimos muchos problemas para hacer la sesión, salvo que el cielo no era nada especial y el poco espacio que teníamos. Lo mejor en estos casos: poner una sola cámara, iluminar en equipo y compartir el RAW.Renault4

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s